10 “clavazos con encanto” recibidos mientras viajamos

Creado por Robin Jú el 10 octubre de 2013

Clavazo“: dicese del acto en el que te cobran un importe desmesurado al adquirir o disfrutar de un producto o servicio y que produce, al ver la cuenta, un escalofrío que recorre tu cuerpo y te lo deja “cortado” durante un tiempo.

Por lo general se suelen mantener en silencio, te sientes mal, avergonzado y no te atreves a compartirlo con el resto de mortales. Pero en esta entrada, diez intrépidos amigos bloggeros han decidido salir del anonimato y compartir con nosotros su “particular experiencia” sufrida mientras viajaban…

clavazos con encanto-001

Muchas gracias compañeros…

Angie Castells, autora de Más Edimburgo (@masedimburgo)
1374002_10201418215489296_1908040947_n 1369071_10201418215449295_1924151973_n
Los helados de Florencia
En una heladería de Florencia, nos sacaron un cucurucho enorme y nos ofrecieron, ¿dos sabores?, ¿una galletita…? Con la emoción no supimos decir que no, resultado… ¡12 € por helado! Subimos a comerlo viendo el atardecer y recordándolo no podíamos parar de reír… ¡Mejor tomárselo con humor!
Verónica Paz, autora de Viajar Code
581186_383998191703427_464527568_n 558065_383998181703428_1412746898_n
Los peligros de la tienda M&M de Londres

Emocionada por ser la primera vez que visitaba una M&M Store, olvidé que el cambio con la libra encarecía el precio y que además no se calcular pesos a ojo! Tan alegremente empecé a llenar bolsas para amigos y family.
Resultado: 3kg de M&M, 70 € menos, un dependiente muy contento por la venta y mi novio riendose de mi por la cara de tonta que se me quedó.

Miguel Angel Cartagena, autor de En ruta (@MACartagenaS)
1241741_10200873657913701_2132755953_n Miguel Angel
Los taxis de Noruega

Hacíamos un trekking por uno de los valles de interior de Noruega que se llama Gudbrandsdalen y se nos hizo tarde, por ello 4 personas decidimos terminar el recorrido en taxi ya que llevabamos más de 10 horas andando por el bosque. Bajamos hasta la carretera que bordea el río en el interior de valle cuando vimos un pequeño pueblo y desde una gasolinera llamamos al taxi…
¿Resultado? 160 € por un trayecto de 12 kilómetros…

Paco Piniella, autor de El LoBo BoBo (@pacopini)
clavazos con encanto-002 426596_10151100669959921_1578309245_n
Una de aerolineas baratas…

Para mi el mayor “clavazo” de los viajes son los excesos que cometen las aerolíneas que llaman de bajo costo, fundamentalmente la reina de ellas que todos sabemos su nombre y yo no me atrevo ni a nombrar porque me da yuyu, no solo por esos clavazos sino por la forma en que te tratan en todo el proceso de compra, viaje, equipaje etc. Hay un chiste que rula por ahí en Internet que dice algo como esto:

El propietario de Ryanair entra en un hotel en Dublín. Se dirige al bar y pide una pinta de Guiness.
El camarero le dice: “Es 1 euro”. O’Leary responde: “¡Qué barato!” y paga el euro. “Es que nos gusta ir por delante de la competencia”, dice el camarero.
“Ah… pero veo que no trae usted su propio vaso. Le tendré que cobrar 2 euros más por el uso de uno nuestro”.
O’Leary, quejándose, entrega los 2 euros y se dispone a sentarse en una mesa.
El camarero, al verle, le advierte: “Si se va a sentar, señor O’Leary, tendrá que añadir un extra de 3 euros. Y como no ha reservado asiento, tendrá que pagar otros 2 euros más”.
O’Leary, gruñendo, vuelve a la barra y paga lo que le han pedido.
“Vaya, señor O’Leary. Ha traído usted un ordenador portátil, y como no lo había mencionado antes, le he de aplicar un recargo de 4 euros”.
Harto de la situación, O’Leary se planta delante el camarero y pegando un golpe con el vaso en el mostrador, suelta: “¡Esto es un abuso! ¡Quiero hablar con el director!”
El camarero le sonríe amablemente y le informa: “Sólo le puede contactar por correo electrónico. Por cierto, el uso del mostrador conlleva un recargo de 2 euros, y si no va a lavar su vaso tendrá que pagar 3 euros más. Y por favor recoja antes de marcharse”.
“Esto es un abuso”, grita enfadado O’Leary.
“Pues sí. Eso mismo”, le contesta el camarero.

Pues volviendo a el clavazo este tuvo que ver con que yo llevaba la tarjeta de embarque en el movil pero al parecer no en el formato adecuado y tuve que pagar creo que en torno a los 70 euros por la impresión en papel de ese boarding pass, lo que me produjo un cabreo inmenso. Pero es que con la misma compañía, mi mujer tuvo en la misma cola de embarque dejar la maleta porque no entraba en el molde, podéis decir es que esas son las reglas, pero esa maleta ha entrado muchas veces en los moldes de otras compañías y la presión que puso la chica de la cola fue tal que con los nervios no fue ella capaz de meterla. Al final más clavazo y pago de sobrecarga con la visa: tela marinera. En definitiva es una forma de maltratar al pasajero en todo el proceso. También es verdad que hay compañías y hay compañías, pero la citada del arpa es la peor con diferencias. En Vueling por ejemplo, he volado muchas veces y no me ha ocurrido nada de esto.

Alejandra Castro, autor de Viajar cueste lo que cueste (@alejama66)
1373478_10202051427910985_1435788554_n
Del precio de los alojamientos en Londres…

En Londres por los 90 no habia internet y era llegar y caminar y conseguir alojamiento, bueno cuando me decian los precios en pounds y los comparaba al cambio en pesos argentinos, me dije que hago ??? como pago esto ??? si uso la tarjeta de credito cuando llegue a argentina, mi viejo me mata !!! quizas para un europeo era normal pero para un latinoamericano mi dios, hasta que cansada de caminar con mochila al hombro, con mas kilos porque ya era mi ultimo destino, despues de casi dos meses, unos me indicaron que vaya a una oficina de turismo juvenil en la estacion victoria, me ubicaron en una universidad cerca del metro ANGEL, un bed and breaksfast, una habitacion linda de estudiante, con baño y ducha a compartir, es el dia de hoy que despues de mas de 20 años la tengo tan presente, una foto con morriña me veo joven, linda y flaca…. jajaja
Bueno que pague parte en efectivo y parte en tarjeta, mi padre no se molesto y luego se rio conmigo, pero pensaba si era un cinco estrellas

Adrian Vigo, autor de Mola_viajar (@mola_viajar)
1368807_10151862490971422_790337282_n 1231195_10151862495446422_1084490849_n
El arte del regateo y el paraguas Tailandés

Era nuestra primera vez en Tailandia y no estábamos aun puesto en el tema del regateo, vino un vendedor ambulante y nos enseña unos paraguas pintados a mano super chulos, nos pedía 20 euros por cada uno… conseguimos regatear hasta sacar los dos por 5 euros, pensábamos que habíamos hecho una compra muy buena porque de 40 euros habíamos bajado a 5 euros. Después de comprarlos seguimos andando y encontramos esos mismos paraguas por un euro cada uno en un puesto callejero. Ahí aprendimos que no tienes que hacer mucho caso al primer precio que te dicen, tienes que preguntar en varias tiendas para hacerte una idea de lo que valen las cosas. Empezamos ahí a controlar el arte del regateo!!!

Patricia Cuni, autora de Mad about travel (@madaboutravel)
979785_10152215844007995_1549928263_n Patricia Cuni
En Roma tampoco pidas helados

Fue en septiembre de 2012. Después de un largo día callejeando por Roma estábamos cerca de la Plaza de España (un lugar que, francamente, no me dijo nada) y pensamos que sería buena idea comernos un rico helado. Entramos de casualidad en la infame Gelateria Antica Roma, justo al lado. Aunque los precios no estaban a la vista, pedimos un helado… Eramos conscientes de que por ser un sitio turístico iba a ser caro pero no que nos fueran a costar 12€ cada uno! Ufff… Indignadas y enfadadas pagamos y nos fuimos… y no disfrutamos para nada del cucurucho

Hector Navarro, autor de Mi baúl de blogs (@Mibauldeblogs)
clavazos con encanto-003 clavazos con encanto-004
De cambios de moneda..

Fue en Cuzco. Acabábamos de llegar de Argentina e íbamos a pasar una semana y media antes de ir a Ecuador, recién llegaditos a los Andes. Comimos muy barato, descubriendo la Inca Cola y el cuy. Pagamos con visa. Al volver a España comprobé los gastos (no había internet año 95) y vi que me cobraron 10 veces más. No controlé el cambio de los soles, acababa de llegar y me pillaron con la guardia bajada. Sólo me ha pasado una vez, jaja

Miguel Loitxate, autor de El Txoko de Lonifasiko (@Lonifasiko)
roma_ristorante_oppio_grill_coliseo_008 roma_ristorante_oppio_grill_coliseo_010
Una coca cola por favor…

Septiembre del 2011, hace calor en Roma, y entre las ruinas del Coliseo romano todos sabemos que aprieta todavía más. Evitando las tiendas ambulantes que venden agua helada, literal, frente al monumento, acudimos a la terraza de un bar situado en una cuesta cerca del mismo, desde donde se ve parte de su majestuosa fachada. No hay servicio de terraza por lo que entramos a pedir dentro del bar, denominado Ristorante Bar Oppio Grill, decorado de forma muy moderna. Tenemos algo de hambre, y vemos que tienen una especie de mini bocadillos, de prosciutto, de salami, etc., que valen 4,5-5 euros. Bueno, es normal, es un poco atraco pero estamos frente al Coliseo. La sorpresa viene con la bebida, ya que sufrimos en nuestras carnes una puñalada trapera, a la italiana, que cual gladiadores, nos deja heridos de muerte en la arena. Sí, nos cobran por una lata, repito, lata de Coca-Cola, nada más y nada menos que ¡6€! ¡Mamma mia, ma’ commo ragazzo! Con el caffe latte de mi mujer no recuerdo exactamente la sablada, pero creo que fueron 4 euros o más. De todas formas, nos acordamos en especial de la aquella maldita Coca-Cola. Sí, seguramente otros muchos turistas como nosotros han contribuido a que el dueño de este bar tenga probablemente varias cuentas en las Islas Caimán. Yo desde luego, si volvemos a Roma, sé dónde no me sentaré a tomar nada, lo juro por Máximo Décimo Meridio, comandante de los ejercitos del norte, general de las Legiones Felix y leal servidor del verdadero emperador Marco Aurelio.

Alfonso Javier Matías, autor de Robin Jú (@robinjublogspot)
486258_4440777423866_360412110_n Robin Jú (Rayajos en el aire) B
Un Karaoke de Yokohama

Recién llegados a Japón, donde nos quedábamos en casa de unos amigos, fuimos a cenar con ellos y la pandilla que habían formado allí. Eramos unas 20 personas de 12 nacionalidades distintas (la ONU). Tras cenar en un coreano, nos fuimos a un karaoke. Allí son pequeños bares con una barra enorme y estrechos donde existen 4 o 5 teles y varios micrófonos. Lo dimos todo. Tomamos algún cubatilla o mejor dicho varios, aunque allí solo se ponía alcohol porque los refrescos lo teníamos que comprar en una maquina en la calle. Tras 4 horas y algún momento de gloria, el camarero más soso de la historia nos trajo una cuenta de 160€ por pareja…

Espero que os sirvan y tened cuidado porque la acumulación de clavazos te pueden hacer terminar cantando esto…

Música

“Tango del Tirao” (La Canalla). Video de La Canalla.

Frase

"Con el dinero sucede lo mismo que con el papel higiénico" - Upton Sinclair

Fotos

“Sonette” foto de Robin Jú.

El resto de imágenes han sido cedidas por los colaboradores de esta entrada y todos los derechos sobre las mismas pertenecen a ellos.

Blog recomendado

Blog de viajes de Iati Seguros

Los chicos de molaviajar están detrás de este proyecto que, como todo lo que tocan, lo convierten en un sitio interesante y diferente. Buenas entradas, más orientadas a consejos e información de interés para el viajero y alguna entrevista. Un buen sitio, os lo recomiendo.

  • Pingback: Bitacoras.com()

  • Desmarkt

    Genial post, como siempre! Es curioso ver como en alguna ocasión todos hemos picado el anzuelo y nos han clavado en algún lugar… Yo todavía alucino con los precios “turísticos” de los helados en Italia 😉

    • Lo del helado te dejó huella… jajaja…gracias por participar en esta entrada Patricia. Un abrazo.

  • Roireto (La sed del viajero)

    Muy bueno!!! a mí me la liaron en Bruselas con el menú turista total, el 1er plato croquetas (en plural) de queso, ¡Una croqueta, señores! la cara que se le quedo a mí hija la tengo grabada en vídeo ….jajaja. Vamos, que me salió una croqueta a más de 6 euros.

    • Jajaja, espero que al menos estuviese buena y no fuese de las congeladas malas. Menus turísticos, me los apunto para la segunda entrada y te aviso. Un abrazo!!!

  • La Mochila de Mamá

    Jajajajaja!! Muy buenos todos!! Me quedó clarísimo que NO debo hacer cuando vaya por esos lugares 😉 Jo, no me enteré de esta propuesta y tengo una buena!! me la reservo para una segunda parte xD

    • ¿Has visto?, mandamela Marta y vamos recopilando la segunda parte, me hubiese encantado que estuvieras en este.

  • quedo hermosa la entrada y todos los relatos son muy lindos y divertidos gracias

    • Muchas gracias Alejandra, hacer post contigo es muy sencillo y divertido, gracias!!

  • Antonio (Naturaleza y Viajes)

    Alfonso, esperaba este post con ansia cuando lo anunciaste. Te ha quedado superbién.

    Un abrazote!

    • Gracias Antonio, ve buscando un clavazo para la segunda edición de la entrada, jajaja. Pero que sea a lo grande!! Un abrazo y gracias!!!

      • Antonio (Naturaleza y Viajes)

        Lo tengo, o tengo, pero supuse que tendrías miles y no quería agobiarte, jejejeje…

        • hombre por favor, usted sería un colaborador de lujo para este humilde rincón (¿para la segunda parte?)

  • Angie

    ¡Qué chula ha quedado! Y qué bien va un post así para estar prevenidos y curarnos de espantos, aunque como dice Patricia, se ve que hemos picado todos… He alucinado sobre todo con el taxi noruego, seguro que si llegan a saberlo andan los 12 kilómetros a pie aunque sea negra noche.. Jaja un abrazo!

    • Gracias Angie ha sido, como siempre, muy fácil colaborar contigo. La experiencia de Miguel Ángel impresiona… Un abrazo

  • MOCHILEANDOxELMUNDO

    que buen post!! Super gracioso 🙂 Aunque claro…no lo es tanto cuando lo vives en primera persona!!

    • Gracias pareja, bueno con el tiempo lo termina siendo, jajaja. Una batallita más para la mochila. Un abrazo!!!

  • guatman

    Un taxista en Hanoi nos clavó (con encanto….) casi todo el dinero que tenía encima. Me dijo que si no se lo daba me llevaba a un sitio que no conocía (solo entendí “Mafia”….) mientras cerraba los seguros del coche. ¿Eso es clavazo o “picaresca vietnamita”? jajajajaa 😉 Muy buena entrada Robin!

    • Oleee, mi diseñador de blogs, incluido este, favorito. Eso es las dos cosas e incluso creo que delito, jajaja. Que miedo, jajajaja. Un abrazo!!!

  • Maria (callejeandoporelmundo)

    Muy buenos todos!! o mejor dicho muy “malos” jeje. A mi me pasó algo parecido a lo que cuenta Paco con Ryanair, y desde luego era la misma maleta con la que había volado otras veces en la misma compañía. Contestación de la chica: No en todos los aeropuertos funcionamos igual.
    Al final me tocó pagar 40 euros por bajarla a la bodega cuando realmente la maleta voló conmigo.
    Tambien tengo algún otro caso de quedarme con los ojos desorbitados cuando me traer la cuenta en Holanda por una tapa de calamares y otra de mezcla: 30 euros. (que no es que sea mucho, pero servido en bandeja de plástico y en un puesto tipo playa como que no). Eso pasa por no mirar los precios antes de pedir.

    Un saludo.

    • buah, eso si que son dos clavazos Maria. Tenemos que incluirlos en la próxima entrada de clavazos…lo de Holanda me ha dejado muerto… Un saludo.

  • Mi Álter Ego

    Jajaja. Lo peor de esas cosas es la cara que se te queda. En Santiago de Chile aprendí que hay que estar muy atenta a que los taxis tengan un cartel en el parabrisas con el precio de la bajada de bandera y del coste cada cien metros. Si no lo pone, te va a salir muy caro… Lo aprendí con la experiencia, claro está. Besotes!!!

    • Ya ves, pese a las copitas, yo me quedé paralizado 30 segundos….jajaja. Me lo apunto porque estoy loco por ir a Chile. Un besote!!!

  • Alejandro Martinez Notte

    Que buen POST! ¡Me encantó! … yo tengo unos cuantos clavazos que contar también. Siempre intento decirme cuando pasan estas cosas: ¡esto será una anécdota espectacular que contar!

    • Es la mejor forma de tomárselo Alejandro, jajaja. Envíame la tuya para la segunda parte porque esto teniendo éxito… Un abrazo

  • Jajajaja veo que al final a todos nos la han “clavado”… Nosotros también tenemos alguna de estas historias… La última fue en San Petersburgo cuando por ser extranjeros nos hicieron pagar cerca de tres veces más por una entrada…

    • Guau y allí el libro de reclamaciones…..esto….mejor no preguntar, jajaja. En la segunda parte lo incluimos ¿no?. Un abrazo pareja!!!

  • PACOYVEROTRAVELS

    Me han dolido en el alma sobretodo ese clavazón en Yokohama. Por cierto nuestro karaoke en Kyoto era diferente…salas con sofás individuales y bola en el techo de colores. Mi mayor sablazo también proviene del país del sol naciente…ya lo contare alguna vez…súper entrada!!

    • Más me dolió a mi familia, creo que nos equivocamos de Karaoke pero la noche nos confundió… jajaja. Mándame ese clavazo que lo vamos montando para la segunda parte… Gracias!!!

  • Paco Piniella

    Declaramos a Alfonso hermano mayor de la cofradía de blogueros timados. Buenísima recopilación.
    El LoBo BoBo

    • ¿Quiere usted un puesto en el consejo de gobierno? Un abrazo Paco!!!

  • Eva – Una idea, un viaje

    Jajaja, qué post más divertido!! Me encanta!! :)Yo en vez de clavazos les llamo “clavadas” 😉 Qué curioso el tema de los helados, porque…¡¡yo también piqué en su día!! Me parto con el chiste de Ryanair 😀 La historia del karaoke, al menos ha servido para contarla… Y las otras, divertidísimas también. Genial idea!!

    • Gracias Eva, la próxima te quiero ver en ella!!! Un besote!!

  • Enepi

    Un post muy divertido, enhorabuena a “los clavados” ja ja. Yo he tenido varias sorpresas, pero la que mas me acuerdo data de 1993. Ibamos un grupo de la universidad y nos tomamos un cafe en un local con musica a la orilla del Sena junto a Notre Dame. 1000 pesetas por un cafe con leche. Y lo que es peor: 20000 pelas por 20 cafes con leche. Con ese dinero en aquella epoca en Huelva te dabas un fieston de comer y beber hasta entrar en coma. Guarde la factura y la tengo puesta en el album. Es que antes se hacian albumes de fotos…ahora es una especie en extincion. Un saludo Mr Ju

    • “Clavazo longevo”, esos recuerdos son los peores, ostras, se os tuvo que quedar una carita…jajajaja. La apunto para la próxima entrada si quieres y ponemos la foto de la factura. Eso se dice, la foto en papel se esta perdiendo. Un abrazo!!

      • Enepi

        Cuente usted con ella 🙂 Tengo la factura y foto de 20 personas con lagrimas en los ojos. En navidad cuando pase por Huelva la busco y te la mando. Es vintage total! Un abrazo y a seguir con los posts simpaticos y originales!

  • jose luis

    Grandes sablazos,pero lo de roma no tiene nombre te clavan por todo helados ,coca cola,como saben lo que nos gusta jajajajaja

    • Me va a dar miedo volver a Roma, no la recordaba así Jose Luis, jajaja

  • guillermo

    Sin ser la ,mejor de tus entradas, es bien salada como todas por lo quye te he dejado el voto en Bitácoras. Además me ha servido para saber como funciona eso Bitácoras. Tienes un blog majísimo. un saludo Gaditano.

    • Gracias Guillermo, curiosamente es la que mejor ha funcionado el día que ha salido publicada, yo tampoco creo que sea la mejor, pero ha quedado simpática. Gracias por el voto. Un abrazo!!

  • Pingback: 10 "clavazos con encanto" recibidos mientras viajamos()

  • Viajes de Primera

    ¡Muy buenas anécdotas! Ja,ja,ja,ja… Lo pero es no reírse o disfrutar del producto por el que se ha pagado… El chiste de O`Leary, si no fuera porque es tan real como la vida misma para sus pasajeros, es buenísimo también… Todas estas pequeñas aventuras forman parte del aprendizaje de la vida y del viaje… 😀

    • Gracias Bea, lo de Rynair al principio era un caos, aquí en Jerez la gente iba con 3 maletas y su billete de 30€, jajaja. Con el tiempo cada vez veo menos esas cosas pero aún algún despistado cae… Un abrazo!!!

  • Moonflower (Carol)

    Genial este articulo!!! Y creo que todos nos sentimos reconocidos con alguna situación parecida! Me he reído con todas, pero la de los M&M me ha hecho desternillarme!! 70 eurazos en pastillitas de chocolate!!!! Madre del amor hermoso!!! xD Un abrazo y enhorabuena por esta recopilación!

    • Lo de Vero y el M&M es buenísimo, ¡madre mía!, gracias Carol, el merito es de los colaboradores de la entrada. Un besote

  • Anna (Diario viaje Kiana)

    Buena recopilación de sablazos. Qué rabia da en el momento, aunque ahora nos reímos. Creo que todos hemos pagado cafés, refrescos o helados a precio de caviar alguna vez… A mi donde más me han pillado es en el regateo, qué rabia da ver lo que has comprado a mitad de precio un par de tiendas más adelante. A los turistas nos ven euros con patas! 🙂

    • Gracias Anna, yo cuando regateo siempre tengo la sensación de que salgo perdiendo, jajaja. Un besote!!!

  • jajaja es genial! He de reconocer que en un par me he visto identificado… Cuando venga la segunda entrega, tendré un par preparadas! 🙂

    • Gracias Alberto, cuento contigo para la segunda parte!!! Un abrazo!!!

  • Gracias Helena, es lo más sano, recordarlo como anécdota, se sufre mucho menos. Pásame la del taxi para incluirla en la segunda parte, anda!! Un abrazo!!

  • espe

    Buenos días! jajaj…Qué buen post! Me ha encantao leer todas y cada una de las experiencias que por cierto, son de risa una vez las recuerdas porque in situ …lo que se te ríen son los “huesos” cuando tienes que desembolsar según que cantidad de dinero!
    Yo recordaré para tooooda la vida lo que pagamos por unos cafés, primero en un viaje a París (12€ por 4 mini cafés expresso) y a posteriori años después, con el nº uno en mi ranking de clavazos monumentales , en Venecia, 2 cafés expresso y 2 capuccinos por 46.32€ !!!! Ahora te diré, estabamos en la Piazza de San Marco y me dirás, si es que…a quién se le ocurre! Pero… mira, eso de “ya que estamos aquí” …. (te digo que no lo volvería a repetir). No nos levantaron de la mesa hasta que no cerró la cafetería y los musicos que amenizaban la piazza cesaron de tocar! XDD
    Aprovecho para decirte que me encanta tu blog! Me parece muy original y ameno leer cada uno de los post 🙂 . Yo hace poquito que me he aventurado también a compartir con todos mis experiencias, poquito a poco voy haciendo camino!
    Saludos,
    espe

    • Hola Espe, bienvenida. El merito es de los 9 amigos que han ayudado a hacerlo. Recuerdo lo de Venecia, Café Florian…8€ una cerveza, tardé dos horas en tomarmela, jajaja. Mándamela si quieres dentro de unos meses, sacaremos una segunda parte.
      Gracias por las palabras sobre las andanzas, dan sentido a seguir escribiendo. Mucha suerte con tu blog. Un abrazo!!

  • Diarios Bultaco

    Muy bueno el post!!
    Me hace recordar la clavada que nos dieron en Roma hace unos años por desayunar en la lujosa confitería que hay enfrente de la entrada de automóviles al Vaticano.
    Todo tenia una pinta excelente; el café y bollería muy buenos, el precio también. Unos 20 euros la broma.
    Aunque no hace falta ir muy lejos para recibir un sablazo semejante. La Plaza Mayor de algunas ciudades españolas está a esos niveles.El “relaxing cup” off café con leche lleva incluido el sablazo a la cartera.
    Saludos,

    • El Vaticano y alrededores creo que tendrían para un post solo. Tienes razón no hay que irse muy lejos para recibirlos. Un abrazo y gracias por pasarte por aquí.

  • algoquerecordar

    jajajaja! Bueno será verdad eso que dice mi madre de “mal de muchos consuelo de tontos” pero desde luego uno se siente menos mal sabiendo que en algún momento te pillan los timadores con la guardia abajo y te la cuelan! Nos unimos a la terapia de grupo con una similar a la de los chicos de Mola Viajar. Lo nuestro han sido unas guindillas para hacer mojo compradas en el Mercado 4 de Paraguay. Nuestras 4 guindillas 1.000 guaraníes, una bolsa de 50 en el siguiente puesto: 1.000 guaraníes también. Pringaosssss que somos!

    • Jajajaja, bueno estas cosas también dan bastante vidilla. Un abrazo…

  • Que bonito es viajar

    Muy buen artículo, al que no le hayan pasado algunas de estas cosas es que no ha viajado, leyendo los comentarios parece que en Italia acecha constantemente el peligro de los “clavazos” pero los acepto con deportividad y volveré en cuanto tenga oportunidad. Saludos viajer@s.

    • Gracias, siempre alerta!!! Un saludo